Remedios caseros eficaces para combatir la caída del cabello

La caída del cabello es una de las preocupaciones de estética que más preocupan a las personas. No nos referimos a la alopecia, la cual afecta mayormente a los hombres en edad adulta, sino a la caída normal del cabello que sufren en igual proporción tanto hombres como mujeres en determinadas épocas del año y a consecuencia de distintos factores.

Este tipo de caída del cabello se produce diariamente de forma natural. Es completamente normal que cada día se caigan entre 100 y 200 cabellos, y es algo que no debe preocuparnos ya que forma parte de la regeneración celular (el cabello se renueva completamente cada 6 meses).

Aun así, en determinadas épocas del año como el otoño esta caída de cabello puede ser algo mayor debido al cambio de temperatura y a otros factores estacionales. Es importante que, durante todo el año, pero sobre todo en otoño, nos preocupemos por nutrir bien nuestro cabello para evitar que se caiga en exceso y para favorecer el crecimiento de los nuevos cabellos. También es importante la nutrición para fortalecer el cabello y mantenerlo sano.

Factores que afectan a la caída del cabello

Son muchos los factores que pueden afectar a la caída del cabello. Los principales son los hábitos de vida (sobre todo la alimentación), el cuidado del cabello, las horas de descanso, cambios hormonales, el estrés y la herencia familiar.

La alimentación es posiblemente el factor más importante a tener en cuenta, ya que una alimentación pobre en nutrientes no solo afecta a la caída del cabello, sino que puede ser causa de muchos otros problemas de salud.

La forma en que cuidamos nuestro cabello también es muy importante, ya que someterlo a estados de calor demasiado elevados, como en el caso del secador o de la plancha; aplicarle productos químicos agresivos, como los tintes o los decolorantes; o usar productos de cuidado de baja calidad, puede afectar mucho a nuestro cabello, haciéndolo más débil y provocando mayor caída del cabello.

Por otra parte, los cambios hormonales (embarazo, menopausia, etc.), los excesos de estrés o simplemente la herencia familiar pueden ser también factores que afectan a la caída del cabello en mayor o menor proporción.

Existe también la posibilidad de que la caída del cabello venga provocada como consecuencia de la ingesta de algún medicamento, ya que algunos pueden provocar efectos secundarios como este.

En este artículo te enseñaremos algunos remedios caseros que puedes preparar de forma muy sencilla en tu casa con productos totalmente naturales y que funcionan para reforzar el cabello y evitar la caída excesiva en los casos descritos anteriormente.

Remedios caseros para evitar la caída de cabello

Aloe vera

Es bien conocido en el mundo de los productos de belleza que el aloe vera es un producto natural con propiedades espectaculares para mejorar tanto el estado de la piel como del cabello.

El uso del aloe vera como remedio casero contra la caída del cabello es muy sencillo. Solamente se debe cortar horizontalmente una hoja de esta planta y frotar la parte gelatinosa del interior en las raíces del cabello.

Deja que el gel se seque dentro del cabello y, posteriormente, enjuaga con mucha agua hasta que desaparezca completamente.

Puedes realizar esta practica una vez o dos por semana durante todo el año para mantener el pelo más reforzado. Puedes usarlo hasta de forma diaria en aquellas épocas en que notes mayor caída del cabello.

Té verde

El té verde, además de ser la bebida más sana que existe para depurar el organismo y manteneros más sanos, también tiene propiedades que nos pueden ayudar a fortalecer nuestro cabello, evitando que se caiga en exceso y potenciando su crecimiento.

La forma de usar el té verde como remedio contra la caída del cabello es tan simple como preparar una infusión, dejar que se enfríe y al momento de ducharte aplicártelo encima del cabello.

Repite este remedios dos veces por semana para mantener un cabello sano y fuerte.

Aceite de almendras

Las almendras proporcionan une buena cantidad de nutrientes muy beneficiosos para el cabello.

Usar un remedio natural de aceite de almendras puede ser perfecto para combatir la caída del cabello. Su uso es tan simple como colocarte unas gotas de este aceite en la palma de la mano y masajearte bien todo el cuero cabelludo realizando movimientos circulares para asegurarnos de que penetra en toda la superficie.

En este caso no es necesario enjuagar con agua después de su uso.

Puedes conseguir aceite de almendras en cualquier tienda especializada o en algunos supermercados. Sobre todo, asegúrate de que es un producto natural y que no se le ha añadido ningún ingrediente químico que pueda ser contraproducente.

Aceite de romero

Al igual que el aceite de almendras, el aceite esencial de romero puede ser un remedio natural magnífico para nutrir y fortalecer el cabello y evitar que se caiga en exceso.

La forma de usarlo es la misma que en el caso anterior. Aplicar unas gotas en la mano y realizar masajes de forma circular para asegurarnos que se distribuye por todo el cuero cabelludo.

Clara de huevo

Si eres de los/as que se le cae mucho el cabello, no lo dudes y usa un remedio casero con clara de huevo, un remedio que fortalecerá de forma increíble tu cabello y te ayudará a reducir la caída.

Para usar el remedio bate 4 claras de huevo y aplícatelas encime del cabello, luego masajéalo con las manos realizando movimientos circulares asegurándote que llegas bien a todas las raíces.

A continuación, deja reposar durante una media hora y luego enjuaga con mucha agua. Posteriormente lávate el cabello con champú, como de costumbre.

Remolacha

La remolacha nos aporta un montón de vitaminas y minerales importantes que nos ayudan a fortalecer el cabello y a impedir que se caiga en exceso.

La forma de usar la remolacha como remedio contra la caída del cabello es abriendo la raíz por la mitad y frotar el cuero cabelludo. Es normal que te quede el cabello teñido de color morado, pero no tienes por qué preocuparte ya que al limpiar volverá otra vez a su color original.

Repite este remedio 3 veces por semana para obtener unos resultados fantásticos.

Ajo

El ajo es uno de los alimentos que más se usa en los remedios caseros para solucionar muchos problemas. Entre otros usos, funciona muy bien para tratar la alopecia y para reducir la caída normal del cabello.

Para usarlo debes partir el ajo por la mitad y frotar por todo el cuero cabelludo de manera que el líquido del interior se expanda por toda la raíz.

En determinadas personas este remedio puede causar picor y enrojecimiento de la piel. Si es tu caso, es mejor que te laves bien el cabello y pruebes con otro remedio.

Aceite de oliva

El aceite de oliva es otro de los alimentos que mejor funcionan como remedio para la caída del cabello, gracias al aporte nutricional que nos aporta.

Es suficiente con aplicar unas gotas de aceite de oliva encima del cabello y dar un masaje suave de unos 15 minutos asegurando que se expande por todas las raíces.

Si se usa este remedio cada dos días es más que suficiente para tratar el problema en cuestión.

Deja un comentario