Cómo combatir el mal aliento de manera efectiva

Hay una estadística que indica que el mal aliento es un problema que afecta a una persona de cada cuatro, quiere decir que el 25% de la población mundial es afectada por este mal social. No obstante, otra estadística indica que de cada dos personas una ha sufrido alguna vez en su vida de mal aliento. Traduciendo todo esto quiere decir que el 50% de las personas que conoces han sufrido alguna vez de este trastorno social.

Si eres unas de las personas que sospecha o sabes que tienes mal aliento es bueno que sigas leyendo este artículo para que así puedas saber que debes de hacer al respecto.

¿Qué es la halitosis?

La halitosis es un síntoma clínico que se caracteriza por un olor bucal bastante desagradable o mal aliento. Es bueno aclarar que la halitosis es un trastorno totalmente social, nadie se ha muerto por tener mal aliento y puedes estar seguro de que nadie se morirá.

Los dos tipos de halitosis principales:

  1. Halitosis oral:

    abarca el 90% de los casos y es provocada principalmente por una mala higiene bucal. Mayormente son aquellas personas que no mantienen una correcta higiene de la boca, que tienen problemas de caries o son fumadores, estos tipos de personas son las que suelen tener mayores problemas de mal aliento.

  1. Halitosis nasal o digestiva:

    Estos tipos de halitosis abarcan el 10% de los casos, ya que no es causado por problemas bucales, sino que se deben a problemas nasales o digestivos, tales como la sinusitis, reflujos estomacales o algunos problemas respiratorios.

¿Cuáles son las causas que producen el mal aliento?

como-evitar-mal-alientoEl mal aliento principalmente se produce por la actuación de las bacterias que tenemos en nuestra boca, por la mañana el aliento matutino suele ser mucho más desagradable que a lo largo del día, esto se debe a que por la noche salivas menos y el número de bacterias que tenemos en la boca aumenta de manera significativa, y por tal razón la cantidad de productos que se van degradando incrementan su concentración y como consecuencia hace que el aliento matutino sea el más desagradable. Lo normal es que cuando bebamos un poco de agua, nos enjuaguemos la boca, nos lavemos los dientes o nos desayunemos el mal aliento desaparezca.

Recomendaciones para eliminar el mal aliento:

  • Lavarse los dientes después de cada comida, no antes.
  • El cepillado de los dientes debe de realizarse de manera correcta con movimientos suaves y como mínimo durar 2 minutos.
  • Limpiar bien el dorso de la lengua.
  • Utilizar hilo dental después de cada comida o por lo menos una vez al día.
  • Utilizar una o dos veces a la semana un enjuague con fuerte dosis de menta o planta olorosa.
  • Visitar periódicamente a tu dentista.

Video sobre las técnicas de higiene oral:

¡Comparte con tus amigos!

Si este articulo te ha gustado compártelo