Madre miente al padre sobre lo que le pasó a la hija, en el hospital le revelan la repugnante verdad

ay mucha gente decente en este mundo afortunadamente. Sin embargo, también hay personas horribles. Las peores son aquellas que dañan a niños.

Es chocante pensar cómo estas personas pueden mirarse al espejo o dormir en la noche. ¿Qué puede llevar a alguien a ser violento con un niño inocente? Es un misterio…

Esta historia en particular sobre una niña maltratada ocurrió en julio del pasado año. Es la trágica historia de una familia en Eslovenia. No es idel el contar historias como esta, pero todavía es importante contarlas, para que no sucedan de nuevo.

La foto de arriba es la de una niña llamada Arina. Tristemente Arina ya no está con nosotros. Fue descuidada por los servicios sociales, dejando a su madre y a su novio maltratarla hasta que finalmente murió.

Su padre biológico, Senad Kardasevic, amaba mucho a su pequeña. Pero poco después de que su exmujer, Sanda Libabic, empezara a salir con Mizan Jakupi, el padre empezó a notar los moratones que la niña tenía en su cuerpo. Pasó periódicamente pero nadie le dio importancia.

Todas las veces, el padre contactaba a servicios sociales en Eslovenia. Les explicaba que estaba preocupado y que no confiaba en que la niña estuviera con su madre y su novio. El personal de los servicios sociales hizo una visita a la casa y realizó entrevistas, pero aparentemente no había purebas que demostrara maltrato, según reportó LifeBuzz.

Ésta habría sido la perfecta oportunidad para salvar la vida de esta pequeña.

A pesar de los mejores esfuerzos de Senad, un día recibió una llamada que ningún padre debería recibir.

Según The Daily Mail, la madre de Arina llamó a la ambulancia y dijo que la pequeña había corrido hacia un radiador por accidente y que estaba herida.

Resultó ser que Arina estaba mucho peor de lo que imaginaron. Tenía la cara hinchada, los huesos rotos y horribles moratones en su cuerpo. No había modo de que la niña se hubiera hecho eso ella misma chocando contra un radiador. Finalmente, fue claro lo que había sucedido, pero tristemente era muy tarde.

Los médicos hicieron todo lo que pudieron, pero el daño ya estaba hecho y la niña murió dos días después de lucha por su vida. Senad estuvo a su lado todo el tiempo y dio a su niña besos de despedida.

Sanda y Mirzan fueron arrestados y están a la espera de juicio. Podrían pasar 15 años en prisión, reporta LifeBuzz.

Desde la muerte de su hija, Senad ha estado clamando por justicia por su pequeña. El caso llegó a Anja Kopač Mrak, el ministro de Trabajo, Familia y Asuntos sociales de Eslovenia. Desde entonces ha pedido una investigación sobre el caso, según LifeBuzz.

Aquí hay una declaración del ministro tras el incidente:

“Mis pensamientos están con este padre, hermanas y familiares. Mis más sinceras condolencias. Hay momentos en los que te quedas sin palabras. Esta historia no debería pasar, quedé impactado, es inconcebible e inexcusable”.

A pesar de esta tragedia, esperamos que esto ayude a evitar que niños inocentes sean maltratados por estos padres crueles en un futuro.

El maltrato infantil es algo que todavía sucede en muchas partes del mundo. Necesita evitarse a toda costa. Por favor, ayúdanos a difundir la trágica historia de Arina para que la gente sea más consciente sobre este tema tan importante.

¡Comparte con tus amigos!

Si este articulo te ha gustado compártelo